Tribunal Supremo concluye que Estados Unidos puede discriminar contra Puerto Rico

La Corte Suprema de Estados Unidos revocó hoy el caso de Vaello Madero, que buscaba extender el Seguro Social Suplementario (SSI, en inglés) a Puerto Rico.

En una decisión que contó con 8 votos a favor y 1 voto en contra, la Curia concluyó que el gobierno de Estados Unidos no viola la cláusula de igual protección al excluir a los residentes de Puerto Rico del programa de seguridad social para personas discapacitadas, ciegas o mayores de 65 años. La jueza de ascendencia boricua Sonia Sotomayor fue la única voz disidente.

El juez Brett Kavanaugh escribió la opinión de la mayoría, que revocó la decisión que emitió inicialmente el juez Gustavo Gelpí, cuando formaba parte de la Tribunal Federal en Puerto Rico. El Primer Circuito de Apelaciones ratificó la decisión de Gelpí al concluir que esa exclusión al programa violentaba la cláusula constitucional de igual protección de las leyes.

La corte atendía la controversia surgida ante la demanda de recobro por $28,000 presentada por el gobierno federal en contra del puertorriqueño José Luis Vaello Madero, quien recibió el beneficio del SSI por incapacidad mientras residía en Nueva York del 1985 al 2013. El hombre continuó recibiendo ese pago hasta el 2016 a pesar de que se había mudado a la isla. Esta ayuda suplementaria solo está disponible para los residentes de los 50 estados, no así para los territorios, un criterio que el caso retaba.

“La Constitución otorga al Congreso una amplia discreción sobre cómo estructurar los programas federales de impuestos y beneficios para residentes de los territorios. Ejerciendo esa discreción, el Congreso podrá extender los beneficios de la Seguridad de Ingreso Suplementario a los residentes de Puerto Rico. De hecho, el Procurador General ha informado a la Corte que el Presidente apoya tal legislación como una cuestión de política. Pero la pregunta ante este Tribunal es si, en virtud de la Constitución, el Congreso debe extender la Seguridad de Ingreso Suplementario a residentes de Puerto Rico en la misma medida que a los residentes de los estados, la respuesta es no. Por lo tanto, revocamos la sentencia del Primer Circuito de Apelaciones”, reza la opinión.

De inmediato, el gobernador Pedro Pierluisi Urrutia reacción a la decisión.

“La decisión del Tribunal Supremo en el caso de Vaello Madero sobre el programa de Seguridad de Ingreso Suplementario (SSI) una vez más comprueba que la condición territorial de Puerto Rico es discriminatoria para los ciudadanos americanos en la Isla y le permite al Congreso hacer lo que quiera con nosotros. Claramente nuestro pueblo, particularmente los más vulnerables, sufren las consecuencias de ese trato desigual bajo la bandera americana. Lo mismo ocurre en otros programas transcendentales, tales como Medicaid, Medicare y asistencia nutricional. Basta ya de este estatus colonial que nos discrimina y afecta nuestra calidad de vida. La única y la mejor solución es la Estadidad”, afirmó el mandatario.

279 Shares:
Artículos Relacionados
Ver Más

Aprueban $42 millones en fondos federales para la Isla

$42 millones para programas de educación, energía, remoción de escombros, vivienda, violencia doméstica y hasta para mitigar la emergencia del COVID-19, fueron aprobados por el gobierno federal. La asignación de fondos proviene de varias agencias federales…
Ver Más

Reportan brote de COVID-19 en Vieques

27 casos positivos a COVID-19 fueron reportados el domingo en Vieques. La cifra casi alcanza el total de casos que habían sido identificados en los pasados seis meses que era de 29. La mayoría de los…