Año Nuevo llegará con ristra de alza en los peajes

Cuando el reloj anuncie la llegada del 2022, también traerá consigo una ristra de aumentos en la mayoría de los peajes del país.

El pasado viernes, la Autoridad de Carreteras, Metropistas y Autopistas de Puerto Rico, que administra el puente Teodoro Moscoso, informaron a través de sendos anuncios de periódicos las alzas que entrarán en vigor con la cuenta regresiva del año viejo. 

Los conductores de motoras y carros de dos ejes que transitan por la Autopista José de Diego o PR-22, que discurre de San Juan a Hatillo, añadirán 70 centavos adicionales al gasto de transportación. Eso significa que el viaje de ida y vuelta entre San Juan y Hatillo costará $13.20.

El cantazo mayor lo sufrirán los conductores de vehículos pesados y de arrastre de 3 a 7 ejes. Esos pagarán $2.10 más por el uso de la autopista, que elevará el viaje en una sola dirección a $25.45.

Las personas con motoras y carros que toman la PR-5 en Bayamón se libraron del alza. Ese pago se mantiene en 45 centavos. Sin embargo, los conductores de camiones, vehículos pesados y de arrastre pagarán aumentos que oscilan entre 10 a 20 centavos. Los vehículos pesados y de arrastre ahora pagarán $2.70, mientras antes pagaban $2.50.

Estos aumentos anuales de Metropistas forman parte del plan de ajuste contenido en el contrato de alianza público-privada que el gobierno de Puerto Rico estableció, en 2011, con el consorcio creado por la empresa española Abertis y la compañía financiera estadounidense Goldman Sachs.

El alza en las plazas de peaje, que opera la Autoridad de Carreteras, oscila entre los 5 los 30 centavos dependiendo del tipo de vehículo. Por ejemplo, una persona que viaje de Ponce a San Juan a diario añadirá a su gasto 40 centavos diarios por el viaje de ida y vuelta. El viaje completo costará $14.00 o $7.00 en cada dirección.

Pero el bolsillo de los conductores que usan la Ruta 66, que va de Carolina a Río Grande, no se afectará hasta el 2025 porque el cobro son sufrirá cambios hasta el 1 de enero de 2025. Ese gasto se quedó en $4.00 por tomar la autopista en una sola dirección.

“Al ser la (autopista) más nueva, entró con tarifas más altas y como parte de las proyecciones finales se decidió esperar hasta finales del 2024 para hacer ese ajuste. Eso no significa que se pueda reconsiderar”, indicó Marco García, ayudante especial del director ejecutivo de la Autoridad de Carreteras, Edwin González Montalvo.

No es la única excepción.

García explicó a Cuarto Poder (WAPA-TV) que las motoras y vehículos de la categoría 1, tampoco verán un incremento en la tarifa las personas que pasen por las plazas de peajes de Montehiedra, Rampa Salinas, Guayama, Juana Díaz Este y Oeste. Pero los conductores bajo las clases de la 2 a la 7, sí pagarán el aumento.

El plan fiscal de la Autoridad de Carretera establece una revisión anual de tarifas hasta el 2051 para pagar la deuda de la corporación pública. Ese aumento se calcula utilizando la fórmula del  Índice de Precios del Consumidor más 1.5%.

El peaje para cruzar el Puente Teodoro Moscoso también subirá 5 centavos en todas las categorías. Desde el 1 de enero, costará $3.75 desplazarse de San Juan a Carolina en carro o motora. Los camiones, vehículos pesados y de arrastre pagan una tarifa de $7.55 o $12.60, dependiendo de la cantidad de ejes.

Autopistas de Puerto Rico, que opera el puente, forma parte del Grupo Abertis, una compañía internacional en el sector de autopistas que maneja sobre 8,000 kilómetros en carreteras.

Estos ajustes se suman a las alzas en el pago de la factura de la luz, el agua y aumento estrepitoso en el precio de los alimentos por la inflación causada, primero, por la pandemia, y, luego, por la guerra entre Rusia y Ucrania.

1 Shares:
Artículos Relacionados
Ver Más

Presidente de la CEE deberá comparecer al tribunal el lunes

En medio de denuncias sobre irregularidades en las elecciones y un proceso de escrutinio general que ha sido paralizado, el presidente de la CEE, Francisco Rosado, dice que la desorganización no rige los trabajos de la…