Dueño de Yatea se declara culpable por intentar tener sexo con menores

El dueño de Yatea, Jorge Javier Marrero Gerena, se declaró culpable esta mañana de tres cargos de explotación de menores tras alcanzar un acuerdo con el ministerio público.

Originalmente la fiscal federal Jennifer Hernández Vega imputó al dueño de un negocio de alquiler de yates de lujo cuatro cargos: dos cargos de intento de coerción y seducción de dos menores, un cargo de coerción y seducción de una menor y un cargo de producción de pornografía infantil. Pero como parte de la alegación de culpa el ministerio público desestimó el cargo de producción de pornografía infantil.

El ahora convicto, que permanece libre bajo fianza, se expone a una pena de cárcel que no podrá ser menor de 10 años y a 5 años de libertad supervisada. También tendrá que pagar una multa que no excederá los $250,000, $300 para el fondo de víctimas y una pena especial de $15,000.

Pese al acuerdo pactado, el juez federal Raúl Arias Maxuach, advirtió que la sentencia final dependerá de los hallazgos del informe presentencia.

Acompañado de su abogada Melanie Carrillo Jiménez, Marrero Gerena cambió su alegación de no culpable a una alegación de culpabilidad ante el togado, durante una videoconferencia que se extendió 48 minutos.

Sin la ayuda de una intérprete pronunció la palabra “culpable” cuando el togado preguntó cómo se declararía en el día de hoy.

Marrero Genera aceptó que usando mensajes de texto trató de persuadir a una persona que pensaba que tenía 13 años de edad para sostener relaciones con esa supuesta menor. Ese acercamiento ocurrió entre el 6 al 16 de noviembre de 2019. También admitió que entre noviembre del 2019 a febrero del 2020 trató de instigar a una menor de 15 años, identificada por las iniciales K.A, para intentar tener sexo con ella. Además, reconoció que el 8 de febrero de 2020 trató de persuadir a una adolescente de 16 años, identificada por las iniciales Y.G. para tener sexo con la menor y documentar ese encuentro sexual.

Durante la vista, la fiscal Hernández Vega explicó que tenía prueba para demostrar que el ahora convicto federal utilizó la cuenta de Yatea en la red social de Instagram para comunicarse con menores. Detalló que un agente encubierto de Homeland Security posando como una menor de 13 años de nombre Alondra Sofía le dio “like” a por lo menos dos fotos de dicha página de Instagram. Poco después un hombre que se identificó como Hiram empezó a comunicarse con esa supuesta menor, a quien le propuso convertirla en una de las modelos de promoción de Yatea. En los intercambios, que contenían conversaciones de índole sexual y propuestas para tener sexo, envió una foto suya en un bote y de su residencia en Carolina. Una búsqueda en los sistemas de información del Departamento de Transportación y Obras Públicos encontró que el hombre de la foto era Marrero Gerena y que la casa frente al mar era su residencia. Posteriormente, Homeland Security identificó el número de las conversaciones como el número de celular del ahora convicto.

Las conversaciones explícitas entre Marrero Gerena con las dos menores surgieron cuando las autoridades federales finalmente allanaron la cuenta de Yatea.

La vista de imposición de sentencia quedó pautada para el 17 de mayo de 2022 a las 10:00 a.m. El juez Arias Marxuach también ordenó la preparación de un informe presentencia.

43 Shares:
Artículos Relacionados
Ver Más

Fiscalía busca orden de mordaza para Sixto George

La Oficina del Fiscal de los Estados Unidos para el Distrito de Puerto Rico radicó una moción confidencial en el caso contra el productor Sixto Díaz Colón, después de que éste hiciera expresiones sobre su caso…